ENTRAÑABLE CARLOS CANO

Desde que estuve, niña, en La Habana no se me puede olvidar tanto Cádiz ante mi ventana, Tacita lejana, aquella mañana pude contemplar… Las olas de la Caleta, que es plata quieta, rompían contra las rocas de aquel paseo que al bamboleo de aquellas bocas allí le llaman El Malecón… Había coches de caballos, que era por mayo, sonaban por la Alameda, por Puerta Tierra, y me traían, ay, tierra mía, desde mi Cádiz el mismo son… El son de los Puertos, dulzor de guayaba, calabazas, huertos… Aún pregunto quién me lo cantaba… Estribillo Que tengo un amor en La Habana y el otro en Andalucía, no te he visto yo a ti, tierra mía, más cerca que la mañana que apareció en mi ventana de La Habana colonial tó Cádiz, la Catedral, La Viña y El Mentidero… Y verán que no exagero si al cantar la habanera repito: La Habana es Cádiz con más negritos, Cádiz, La Habana con más salero.

 

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ENTRAÑABLE CARLOS CANO

  1. Gabriel dijo:

    Perfecto, el poema es precioso…laplaya…es fantastica..¿ puedo tener unas fotos de esa playa..?
    Aprovecho para felicitarte por tu Space.
    atte.Gabriel.

  2. El Terrible dijo:

    Un saludo paisano.
     😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s